portimao algarve

Qué ver en Portimao

El Algarve es una región que muestra bastantes contrastes entre el turismo más masivo y las ciudades que conservan un carácter más local y tradicional.

Faro, Loulé, Tavira y Portimao son algunas de ellas, lo que resulta especialmente paradójico al visitar Portimao, cuyo núcleo urbano parece ignorar en gran parte la presencia de la turística Playa da Rocha en el municipio y ofrece en su Museo de Portimao las claves de una historia regional ahora relegada entre sol y playa.

Portimao es la ciudad más importante del suroeste del Algarve y una de las pocas que sería capaz de presumir de tener un centro urbano donde el turismo es secundario. Paseando por sus calles centrales, nos encontramos con los mismos espacios peatonales y comerciales que nos podemos encontrar en cualquier otra ciudad portuguesa y -si bien las tiendas no pueden evitar algunos tics dirigidos al turista, como las inevitables traducciones de los menús del día en inglés-, uno tiene la sensación de encontrarse en una ciudad de alma y población portuguesa, algo que parece obvio, pero que no es tan habitual en esta zona de la costa algarvía.

Digamos que Portimao y el turismo masivo han llegado a un acuerdo beneficioso para ambas. Los turistas toman el área de la Playa da Rocha -una de las más famosas del Algarve- y los locales se quedan con el centro de la ciudad, incluyendo la vistosa orilla del río Arade, que ofrece algunas de las estampas características de la ciudad. El casco urbano de Portimao podría, entonces, transplantarse a cualquier otra zona de la costa portuguesa sin que se notara excesivamente la diferencia.

portimao portugal

Calle peatonal en el centro de Portimao

Esto, que puede parecer sencillo, no es tan habitual en la parte occidental de las costas del sur del Algarve. La parte oriental se ha visto protegida, en cierto modo, por la presencia del Parque Natural de la Ría Formosa, que ha hecho que el acceso a las playas sea un poco más difícil, alejando a los turistas más vagos y respetando, con ello, su carácter tradicional.

Sin embargo, la parte occidental, con sus pueblos y ciudades más abiertas al mar ha visto como algunas de sus ciudades han quedado convertidas en reductos de sol y playa. Albufeira es el caso más extremo, pero pueblos como Quarteira o Carvoeiro no le han ido a la zaga. Mención aparte merece Lagos, que -para mi gusto- es el que mejor ha sabido combinar tradición y turismo en toda la región.

El Ayuntamiento de Portimao.

El Ayuntamiento de Portimao.

Que Portimao haya conseguido continuar siendo Portimao tras el terremoto turístico del Algarve es  un hecho que tiene muchísimo mérito y que, sólo por ello, hace que merezca la pena la visita. Algo me dice, además, que los propios ciudadanos e instituciones portimonenses están de acuerdo con ello. Sólo así se explica el esfuerzo tan importante que han hecho a la hora de construir un dignísimo museo en el que se explica la historia de la ciudad y sus actividades económicas.

Portimao es también un buen nudo de comunicaciones para moverse por el oeste del Algarve. La estación de tren esta céntrica y ofrece un buen servicio y los autobuses, que salen desde la orilla del río Arade, cerca del Museo de la ciudad, la comunican convenientemente con ciudades como Lagos, Lagoa o Albufeira. Además, el servicio municipal de microbuses conecta el centro con las playas muy cómodamente.

En la ciudad destaca especialmente la vista del río Arade, que desemboca a un par de kilómetros del centro. En la zona más cercana a los puentes, además, hay un pequeño espacio con bares, terrazas y restaurantes que abre la ciudad a río.

Portimao, de todos modos, no es mi ciudad favorita de esta zona occidental de la costa sur del Algarve, que sigue siendo Lagos. Tiene un tamaño muy manejable y se puede recorrer en poco tiempo. Básicamente, sus principales puntos de interés están en las calles peatonales y comerciales del centro y, sobre todo, en la orilla del río Arade, en cuya desembocadura se encuentra la ciudad. Las vistas del río en sí, sus puentes y su marina son lugares bastante pintorescos.

Artículos más recientes

tavira turismo

Qué ver en Tavira

Hoy quiero hablar de Tavira, un pueblo que ha sabido conservar su carácter tradicional y alardea de tener un ritmo de vida tranquilo en una región abarrotada de turistas como es el Algarve.

alojamiento algarve

Dónde alojarse en el Algarve

En una región tan volcada al turismo como el Algarve, la oferta de alojamientos es amplia y al alcance de todos los bolsillos. Aquí os dejamos algunas ideas sobre las mejores ciudades donde alojarse en el Algarve y los hoteles y albergues que recomendamos en ellas.

restaurantes baratos algarve

Restaurantes buenos, bonitos y baratos en el Algarve

La gastronomía del Algarve es amplia y variada. En nuestros recientes viajes a la región hemos tenido la oportunidad de comprobarlo en persona y hoy queremos compartir con vosotros cinco restaurantes de cinco ciudades diferentes de la región donde comimos bien y por precios razonables.